lunes, 19 de septiembre de 2011

too late

Y muchas veces me gustaría volver atrás en el tiempo para que todo volviera a ser como era antes... antes de los desengaños, de las decepciones, de los enfados... antes de que todo empezara a ir mal y antes de que me diera cuenta de lo tonta que puedo llegar a ser. Lo malo de todo esto es que, como siempre, no me doy cuenta a tiempo y ahora ya es demasiado tarde para poder cambiarlo todo.

viernes, 2 de septiembre de 2011

.

Parece mentira, pero al final la gente va a tener razón en eso de que la inspiración llega cuando menos te lo esperas. He perdido la cuenta de las veces que me he querido poner a escribir pero acabo dejando la hoja en blanco. Y, de repente, mientras miro por la ventanilla del autobús y escucho canciones de pereza, me sale solo. Es que un viaje de tres horas y media da para pensar... Para pensar en todas esas cosas que me han pasado este año y para las que no encuentro ninguna explicación coherente. Esos enfados con amigas importantes que aparentemente son tonterías pero que te demuestran que no son esa persona que tu creías y hacen que te distancies de ellas. Lo de los tíos es todavía más complicado que lo de las amigas, da mil vueltas, y, al final, te pasan las cosas que nunca creías que te pasarían y que te hacen darte cuenta de que eres tonta, sin ninguna otra explicación posible. Hay muchas veces que me gustaría que pasaran ya estos años para poder empezar con todo eso que quiero hacer. Pero a no ser que alguien haya dado con la forma de controlar el tiempo (si es así que me lo diga), voy a intentar disfrutar al máximo de todos los buenos momentos (suena raro viniendo de mí, lo sé). De momento a ver si llega ya este puto autobús a su destino y paso unos buenos días en la playa :)


martes, 19 de julio de 2011

A veces soy imposible, pero solo a veces

Debes saber que puedo ser la persona más pesimista del mundo sin siquiera proponérmelo y puedo encontrarle el lado negativo a lo más maravilloso del mundo. Creo que es mi forma de estar preparada para las cosas malas, en fin si pienso siempre lo peor, no me llevare una sorpresa. Soy torpe, no hay otra manera de explicarlo, me doy contra todas las farolas de la calle, me tropiezo con cualquier cosa que se pone en mi camino y no intentes que sujete algo más de tres segundos seguidos porque es una tarea inútil, acabará en el suelo. La gente me considera una empollona, aunque eso no es verdad, me gusta salir tanto como a cualquiera y me da igual ir de fiesta que tomar un café. Me gusta ayudar a los demás en todo lo que puedo y mis amigas te diran que soy alguien en quien se puede confiar. Lo daria todo por ellas, incluso por aquellas que se que no darian nada por mi, pero que le vamos a acer, a veces de buena, soy tonta. Supongo que se puede decir que mi primera impresión es difícil, pero estoy segura que si te arriesgas a conocerme no te arrepentirás.

miércoles, 29 de junio de 2011

P

Es difícil definirlo. Es una sensación nueva, distinta, algo que nunca me había pasado. Es tener miedo a que se acabe todo de repente. Saber que sólo ella entiende tus paridas y que, pase lo que pase, siempre va a estar ahí para apoyarte. Es darlo todo para verle una sonrisa o  dar ese abrazo que tanto necesitaba en ese momento. Dejar a un lado tu parte pesimista porque necesita oír algo positivo. Horas de teléfono con conversaciones absurdas. Ponerte a llorar después de cada pelea para después arreglarlo todo y unirte más. Es complementarte y sentir que sin ella nada sería igual. Es saber que os necesitáis.

miércoles, 22 de junio de 2011

en una nube...

Y de repente oyes tu nombre, te llaman y no te lo crees. Apenas consigues salir de tu sitio y subir al escenario. Una vez allí sólo se te ocurren una pocas frases que se quedan cortas para dar las gracias a todas esas personas que te han hecho llegar allí. Recoges tu premio y te sientas con una sonrisa idiota en la cara. La misma sonrisa que se mantiene en tu cara todo el día. Al final, todo merece la pena.

valencia!

Nunca me habría imaginado algo así. No creía que en cuatro días se pudieran hacer tantas cosas ni pasárselo tan bien. Han sido miles de momentos inolvidables condensados en unos pocos días. Charlas hasta las dos de la mañana en la habitación de un hotel de cuatro estrellas. Frapuccinos en el Starbucks cada tarde. Montañas de comida y de postres en el buffet. Risas, agobios, ilusiones... Ha sido un viaje genial y sólo puedo daros als gracias por haber estado conmigo.

martes, 14 de junio de 2011

En un cajón de la mesilla♥

Al final todo acaba igual. Todos esos momentos que creíste especiales. Todos los enfados. Todos los abrazos, los besos, las miradas. Todas esas noches sin saber que hacer. Su sonrisa, sus ojos. Todo lo que te gusta y lo que no, Todos tus sueños. Todas las fotos, las canciones, las frases. Todo acaba en el mismo sitio. Toda tu vida guardada en un cajón. Es entonces cuando un día te da por abrir ese cajón, ese que está en la mesilla, al lado de tu cama y que nunca te atreves a tocar. Es entonces cuando encuentras todos los recuerdos. Es entonces cuando se te escapa una sonrisa. 

viernes, 10 de junio de 2011

Sobre un papel...

Hoy es uno de esos días en los que, sin saber por qué, te da por darle vueltas a la cabeza. Y así, mirando por la ventanilla y dejando que las canciones pasen en el móvil, me pongo a pensar. Me doy cuenta de cómo es mi vida. Lo más importante en mi vida son mis amigas, esas personas únicas y especiales que siempre están ahí cuando las necesito y que me apoyan en cada paso que doy. Las mismas que son capaces de sacarme una sonrisa y que darían todo por mí. Después, mi vida está hecha de momentos inolvidables, momentos que cuando recuerdo me hacen sonreír, momentos que parece que reviva cada día. Por último mi vida está llena de sueños, planes a corto o largo plazo, que no se si se cumplirán o no, pero que muchas veces me tienen en las nubes. Y así es como, mirando por la ventanilla del coche, describo mi vida: recuerdos, personas especiales y cosas que me hacen soñar. Mi vida es un montón de palabras puestas sobre un papel.